El aloe vera es conocido por los muchísimos beneficios que tiene sobre nuestra salud. Utilizada en forma de gel o crema, es un tratamiento muy bueno para tratar todo tipo de problemas de la piel, principalmente.

El aloe vera, por ser un muy fácil de conseguir y por su sencilla aplicación, es considerado dentro de los productos naturales, uno de los más recomendados dentro de la medicina alternativa. Las razones para que lo apliques en tu rostro son muchas, y acá te vamos a nombrar las principales.

Beneficios:

  • Hidrata: Es un perfecto hidratante, le brinda a tu piel la humedad necesaria y se puede aplicar en pieles secas o grasas.
  • Antibacteriana y antiséptica: Elimina bacterias, grasitud y ayuda a equilibrar el ph de la piel.
  • Astringente: Tiene la propiedad de regular las grasas, por lo que es muy recomendable para tratar el acné. También evita que se acumule grasa formando los puntos negros y granitos, causantes de tantas molestias.
  • Rejuvenece: Entre sus compuestos principales están los ácidos grasos, que proporcionan propiedades antioxidantes, consiguiendo disminuir los efectos de los radicales libres, retardando los efectos del envejecimiento de la piel.
  • Nutritiva: Por su contenido de vitaminas y polisacáridos se verán muy beneficiadas las células epiteliales teniendo gran tonicidad, vitalidad, otorgando una nutrición completa.

Modo de aplicación:

  • Realiza un corte de la rama por la mitad, colocando la parte interna donde se encuentra la pulpa, sobre la zona a tratar. Tiene una consistencia similar a un gel, de esa manera tienes el producto de modo natural.